Un foro tiene como objetivo la interacción entre el público y el ponente sobre una temática conocida por  todos los asistentes, logrando el intercambio de ideas y el enriquecimiento sobre la materia debatida por ambas partes.   Además, existe una mayor respuesta entre el público, brindando nuevos aportes y reflexiones dentro del auditorio ante la problemática en cuestión.

En un foro, las personas pueden expresar de forma libre sus ideas y opiniones de manera concisa y clara, todo esto es presentado mediante un moderador que establecerá previamente el tiempo y estructura de cada exposición y los comentarios de los asistentes.

Un Foro no está llamado a debatir asuntos triviales, anecdóticos, intrascendentales, de entretenimiento o diversión; sino que permite la identificación de valores compartidos al realizar aportes significativos al tema propuesto.